martes, 2 de febrero de 2016

En nombre de la desmemoria histórica (o histérica)

Han estado medio año entre la parálisis y las ocurrencias,amagando sin dar....hasta ahora.Los podemitas de Madrid con la momia que figura al frente del Ayuntamiento ,ya se han entregado de lleno a la labor cainita de borrar calles,quitar monumentos,de presuntos franquistas,aunque muchos hubieran muerto mucho antes de que Franco protagonizara el Alzamiento.Son absolutamente sectarios,y revanchistas en la linea guerra-civilista de ZP que aspiran a ganar la guerra que perdieron,hace casi 80 años,y ello a base de borrar la historia que no les gusta,y si se llevan algo más por delante pues no pasa nada.Prefieren pasarse que quedarse cortos.Si hay revuelo pues se habla de error,malentendido,etc y ya está.
Lo primero que hacen es poner al frente de una "comisión de la memoria" a la hija de Fidel Castro,y el informe es un conjunto de despropósitos.
Sin saber porqué les ha entrado la prisa,pues según ha explicado un concejal del PP,hay un plazo de 4 meses para llevar a pleno las calles y monumentos a quitar,y en lugar de eso,de forma unilateral,por su cuenta y riesgo,han quitado un monolito al "alferez provisonal",una calle a Jose Garcia Vara,sindicalista de FE un panadero y lo más escandaloso la retirada de una placa homenaje a unos monjes fusilados por ser católicos,retirada de un cementerio privado,..Ahora en vista del escándalo y posible denuncia,hablan de un error...
Pero esto no acaba,ni acabará aquí,lo próximo es quitarle una placa a Calvo Sotelo,asesinado cobardemente por la escolta(la motorizada) de Indalecio Prieto.O sea ,a este paso quitando calles y placas a víctimas inocentes,acabaran sustituyendolas por etarras,y todo tipo de verdugos,siempre que sean de izquierdas.
La nueva política es la política del odio,han llegado revanchistas y vengativos,que no se van a cortar..Quieren borrar la huella de los crímenes de quienes se consideran herederos...Luego presumirán de una historia nada edificante.Pero gracias a la inutilidad que hemos tenido en el gobierno,se han encontrado como instrumento de gran utilidad la nefasta "ley de memoria histórica",obra de Zapatero ; con lo cual lo han tenido facil.Borrar la historia es un primer paso para reescribirla.
Tendremos que quedarnos con nuestra memoria,a otros no les quedará ni eso (por edad),y no es descartable.que lo próximo sea prohibir y quemar libros que sean contrarios a la "verdad" sectaria de la izquierda.
P.D: Recemos y estemos alerta por el "Valle de los Caidos"

No hay comentarios:

Publicar un comentario